14 ene. 2008

Más sobre Carmen Aristegui

Ciro Gómez Leiva escribe en su columna de el Milenio


Como en 2006 por dudar de las “evidencias” del fraude maquinado, la respuesta hoy es la descalificación. Dudar es traicionar.

I. Hace ocho días pregunté por qué en el momento más exitoso de su carrera, Carmen Aristegui se despedía del auditorio con un mensaje ambiguo y no con un periodístico reporte de hechos. Una semana después, pese a que se escribieron decenas de artículos, nadie ha aportado un dato (incluyo la entrevista de Aristegui en
Proceso) que fortalezca la hipótesis de la represión. Y en este caso tendría que haber algo más que conjeturas. Pero otra vez: ante la falta de información, se pide un acto de fe.

Daniel Moreno, director de W Radio, dijo el sábado en MILENIO que están dispuestos a difundir el contrato que provocó la salida de Carmen, siempre y cuando ella lo autorice, pues se trató de una negociación entre particulares. ¿Por qué los “censores” querrían hacer pública la prueba de la fechoría?
....
...
las voces que gritan censura no están para escuchar a los escépticos. Mucho menos para discernir.

A mi me resulta interesante lo que Ciro escribe, aunque creo que todo se resolvería si le preguntan directamente a Carmen: ¿te censuraron? ¿el gobierno "espurio" te amenazo?, y aunque sigo creyendo que es demasiado alboroto para tan irrelevante hecho no por eso no me resulta curioso.

No hay comentarios:

ga